Menos gastos para compensar los menores ingresos